SUSCRÍBETE Y SÍGUENOS

RSS Feed Recibe nuestra newsletter! Estamos en Twitter! Estamos en Twitter! Estamos en Facebook!

¿Tu primera visita a Contagiate de Salud

Descubre todo lo que podemos ofrecerte para ayudarte a conseguir una salud plena. Gracias por visitarnos!

¿Cansado de dietas? VIVE MAS, PESA MENOS

Reserva tu plaza y acude a nuestro taller presencial en Madrid donde descubrir todas las claves para gestionar tu peso para siempre

El Coaching de Salud como herramienta de cambio

Descubre lo que las sesiones de Coaching de Salud puede hacer por tí y tu salud

Únete a Contagiate de Salud y recibe 2 regalos

Suscríbete a nuestra lista y recibe los dos primeros capítulos de nuestro libro Contagiate de Salud y además, consigue un Cupón 2x1 para cualquier de nuestros talleres.

24 de julio de 2011

Primer Paso para Perder Peso: Ser Consciente

Leyendo a  Mentxu Ratera en la revista electrónica “aperderpeso.com”, no he podido por menos que sentirme identificada, ya que se resumen las claves para adelgazar en línea con la filosofía que aplicamos en coaching para la salud (la alimentación intuitiva), simplemente poniendo atención y consciencia a lo que comemos y como queremos hacerlo.

En realidad, lo que sucede, como ya apuntaba Einstein es que si nunca nos cuestionamos la forma en que hacemos las cosas y seguimos haciendo lo mismo, seguiremos obteniendo los mismos resultados.

Pues en cuestiones “de peso” es lo mismo. Cuando hay dificultades para cambiar, nuestro cerebro, obedece a patrones aprendidos y, en realidad, piensa que no va a ser capaz de hacer nada diferente, que no sabe que pasos tendría que dar para cambiar.

Para cambiar un hábito:

debemos convertir nuestra rutina inconsciente, en nuevos comportamientos conscientes, y previamente, visualizar como lo haríamos para darle las pautas correctas a nuestro cerebro.
debemos estar motivados. Cuando no tenemos  motivos nuestra  resistencia al cambio acampa a sus anchas.

Veamos como se pueden reconducir algunas de las rutinas según nos resume el autor:

“-Comer de manera consciente; si tenemos el hábito de realizar otras actividades mientras comemos, como leer, mirar la tele… , al no poner nuestra consciencia en el acto que estamos realizando, como comer en este caso, tenderemos a repetir la acción de comer para obtener ese placer que buscamos, picando de manera continua, con lo que ello comporta.

-Es muy importante que cuando comas, comas y solo comas. Verás que hasta te cuesta. Ya que nuestra mente nos incita a recibir estímulos constantes. Es entonces cuando debes recordar que eres tu quién dirige y enfoca tu mente, le agradeces la invitación, y sigues con lo tuyo. Experimenta el placer de dirigir a tu mente.

-Es una paradoja engullir sin tener conciencia de lo que comemos; ir rápido comiendo, cuando queremos degustar los alimentos y saciarnos de sabores, colores, texturas, y aromas. Luego, originado por ese comer sin saber que hemos comido, puede llegar el comer compulsivamente. Enfermar por comer alimentos desvitalizados, refinados, industrializados, y aromatizados y saborizados químicamente.

-Quizá nuestro problema sea que no ponemos consciencia en nuestros actos, que vivimos sin vivir, que nos dejamos arrastrar por un mundo acelerado. Que nos hemos olvidado de quién somos. De qué somos. De qué vives. De respirar el momento presente. De que tienes la capacidad de decidir, sí así lo asumes. De qué eres.

La programación neurolinguística, te puede ayudar a cambiar hábitos alimenticios, te puede ayudar a adelgazar, a reencontrar el equilibrio y la armonía”.

¿Te sientes identificado? 

Pues te toca pasar a la siguiente fase:

¿Sabes como motivarte
?

Para aprender puedes probar un proceso breve de coaching de salud y experimentar como lo rentabilizas en tu figura y tu salud futuras.



22 de julio de 2011

Por tu salud: Restringe la SAL

Dicen que los excesos nunca fueron buenos, y en algo tan común como es la sal en nuestra comida, éste puede ser especialmente peligroso.., sino, lee este apunte:


Además de contribuir a la hipertensión arterial, también se ha encontrado que aún en las personas que no son hipertensas, restringir la sal reduce la presión arterial. Datos revelados por investigaciones realizadas  en universidad de Tulane parecen indicar que una cucharadita adicional de sal al día tiene al cabo del tiempo el resultado de duplicar el riesgo de apoplejías en personas obesas. 

Según los investigadores, la sal daña las paredes de los pequeños capilares del cerebro y contribuye a un gradual deterioro de la memoria


Últimamente han aparecido estudios en el sentido contrario, es decir, cuestionando la influencia del exceso de sal en personas  sanas, aunque hay muchos para quien el estudio es problemático y por ahora no se debería recomendar a alguna persona que tome decisiones de salud, en base a estos datos.




19 de julio de 2011

¿Sabes como prevenir y controlar la hipertensión?

Si tienes la tensión alta el tomar apio, frutos secos o cacao te pueden ayudar.  ¿Quieres saber por que y como?
                                         Un alto porcentaje de hipertensos, no tienen controlada su tensión.
La hipertensión es la enfermedad crónica más frecuente. Se calcula que el 35% de la población adulta mundial tiene la tensión alta y de ellos, menos del 24% la tiene controlada. Una de cada cuatro muertes se podría evitar, si mantuviésemos la presión bajo control.

¿Cómo se baja la hipertensión?

Muchas personas acaban teniendo que controlar su tensión a través de medicación, pero la dieta y los cambios en el estilo de vida,  pueden ser las claves para llevar una vida sin sobresaltos en nuestro sistema circulatorio. Veamos como:

1. Evita el sobrepeso

Hace que el corazón tenga que trabajar más. En muchos casos, adelgazando baja la tensión. Eso sí, hazlo de forma paulatina.

2. ¿Tienes estrés?

Las situaciones estresantes elevan la presión arterial. Si es puntual (un susto, un accidente … ) no suele tener consecuencias. Pero si nuestra vida es estresante conviene, por lo menos aprender a “manejar” el estrés. Relajación, meditación, técnicas emocionales, etc., puedes probar y elegir la que te funcione.

3. Reduce la sal

Uno de cada tres hipertensos lo es a causa de un consumo en exceso de sal. La mayoría de sal proviene directamente de los alientos procesados, como congelados. Una cantidad menor del salero y una pequeña porción restante del sodio natural de los alimentos y medicamentos.

4. Sigue una dieta sana.

Incluye frutas y verduras ricas en potasio, calcio y  magnesio, como espinacas, acelgas, plátanos, kiwis ó frutos secos. Varios estudios han demostrado que el calcio y el magnesio son vasodilatadores y el potasio ayuda a eliminar el sodio, por lo que resultan beneficiosos. También  debes incluir pescado blanco y azul varias veces a la semana que contiene omega 3, protector frente a la hipertensión.

5. No bebas mucho alcohol o tomes demasiado café

Lo moderado es tomar una a dos copas al día, preferiblemente vino tinto. Con tensión alta puedes tomarte un café al día, no más.

6. Toma apio

El apio contiene una sustancia que, en estudios con animales, ha reducido la presión sanguínea entre 12 a 15%. Tomar el licuado una vez al día.

7. Haz ejercicio

Es un método fenomenal que  recomienda ejercitar la mayor parte de los músculos, por ello, en pacientes hipertensos sedentarios sería aconsejable caminar a paso ligero o la carrera suave. Deportes como nadar, golf, jugar tenis o bicicleta también son idóneos.

8. Plantas que ayudan

Ajo: Contiene aliína, que aporta un importante efecto hipotensor. Es mejor tomarlo en cápsulas, para evitar el mal aliento y la degradación de la aliína por los jugos digestivos.

Olivo: Se ha descubierto que sus hojas tienen un efecto diurético y vasodilatador que produce una disminución de la presión de la sangre. Asimismo, posee un efecto calmante. Se puede tomar en cápsulas o en infusión.

Espino albar: Se considera la planta de corazón, ya que regula y normaliza el ritmo cardiaco.

Tila: Cuando la hipertensión está agravada por una situación de estrés, la infusión ofrece un remedio sencillo.

9. Suprime el tabaco

Además de aumentar la presión, deteriora aún más las paredes de las arterias

10. Utiliza suplementos

En otros países hay un mayor hábito de tomar vitaminas o minerales. Hay estudios que confirman el efecto del magnesio, calcio y las vitaminas B6, E y C sobre la hipertensión. Por ello, si no tomas suficientes alimentos ricos en estos nutrientes, sería bueno asesorarte sobre algún complejo vitamínico que los contenga.

12 de julio de 2011

Alimentos para Controlar el Estrés

¿Sabias  que una alimentación adecuada puede contribuir a que el organismo pueda con algunos de los efectos más negativos del estrés en el organismo?

Todos sabemos que  la clave para manejar  el estrés está en encontrar las causas que lo generan y tomar acción para solucionar el problema o aprender a gestionarlo.

Cuando nos estresamos por razones físicas o emocionales, el organismo reacciona bombeando adrenalina, una hormona que te preparan para la lucha o la huida. A pesar de que la mayoría del estrés que sufrimos hoy en día no requiere una respuesta física rápida, nuestro cuerpo sigue reaccionando así: el ritmo cardiaco se acelera, la visión se agudiza y se desvía sangre a los músculos, al tiempo que se espesa, anticipando la curación de heridas.

El estrés físico, para el que estas reacciones resultan especialmente útiles es pasajero y luego regresamos a la normalidad. Pero el estilo de vida actual lleva a un estrés mental sostenido, que puede mantener a una persona en un estado de reacción al estrés prolongado.

Bajo presión
No se conocen todos los efectos del estrés en las necesidades nutricionales, pero lo cierto es que el metabolismo del cuerpo puede estar sometido a gran presión. Este estado puede tener repercusiones en el sistema inmunitario; disminuyen nuestras defensas y somos más vulnerables a contraer infecciones o enfermedades.


Para producir adrenalina, se necesita vitamina C. Cuando los niveles de adrenalina se elevan durante largos periodos de estrés, se requiere una mayor cantidad de vitamina C. Casi todos los animales pueden incrementar su propia síntesis de dicha vitamina para hacer frente a una mayor demanda. Por ejemplo, las cabras son capaces de aumentar la producción de vitamina C en un 500 %.
Los hombres solo podemos obtener este nutriente a través de los alimentos ricos en vitamina C como la naranjas, el kiwi, las frutas del bosque, los pimientos, el brécol y si esto no se logra, tendremos una  deficiencia con consecuencias:

  • La carencia de vitamina C, reduce la actividad de los macrófagos, células inmunitarias que se comen literalmente a las bacterias y los virus invasores. Una menor cantidad de macrófagos aumenta nuestra propensión a contraer resfriados y gripe, lo cual, a su vez, contribuye a agotar nuestras reservas de vitamina C.
  • Cuando nos exponemos a largos periodos de estrés es conveniente reforzar el sistema inmunitario tomando grandes cantidades de alimentos ricos en beta-caroteno como zanahorias, verduras de color verde oscuro y frutas de color amarillo y naranja.
  • El consumo regular de las vitaminas C y A, junto al de ácido fólico y zinc, es vital para el funcionamiento adecuado del sistema inmunitario. El ácido fólico se encuentra en las judías, las espinacas y otras verduras de hoja verde, mientras que los alimentos ricos en zinc son la carne roja, carne de cangrejo, las ostras, el germen de trigo, el hígado y las semillas de calabaza.
El poder de las proteínas

La necesidad de proteínas también puede aumentar en situaciones de estrés permanente. En tales circunstancias, es especialmente importante incluir en nuestra dieta proteínas de calidad como pescado, pollo, pavo, carne roja magra, huevos o legumbres que ayuden al funcionamiento de nuestros sistema inmunológico:
  • Una alimentación que ayude a combatir el estrés consiste, simplemente, en una dieta sana y equilibrada en la que se seleccionan los alimentos adecuados
  • El pescado azul, como el salmón, la trucha, el atún y las sardinas, resulta especialmente apropiado, ya que también proporciona grasas esenciales capaces de fluidificar la sangre. De este modo, se contrarrestan las propiedades espesantes de la adrenalina.
  • El ejercicio es también importante ya que estimula la producción de endorfinas (sustancias naturales que hacen que estemos de buen humor) y mejora la forma física.
Si eres una persona que está bajo estrés constante deberías plantearte modificar tu estilo de vida o buscar ayuda profesional.


10 de julio de 2011

¿Por qué enfermamos?

Es necesario indagar sobre los riesgos y los síntomas de las enfermedades para poder resolverlas, pero siempre me han llamado la atención los análisis más trascendentes. Aquellos que  miran más allá del malestar físico y buscan la causa que esconden, interpretan los paradigmas de la enfermedad y su curación, su mensaje y/o superación.
Hoy quiero recordar Médico y terapeuta Dr. Carvajal. Un cirujano y filósofo de la medicina que se dedica a ayudar a recuperar la salud de personas enfermas con métodos terapéuticos poco convencionales. 

Su práctica se puede definir no tanto como una medicina de carácter alternativo o complementario sino como una manera de actuar y entender al ser humano, la propia existencia y la forma de tratar más acorde con los conocimientos del siglo XXI. Este profesional se ha dedicado en cuerpo y alma a definir y practicar la Medicina Bioenergética


Hay bioenergética en la magia cotidiana del sol que te calienta y que modifica los pulsos de la epífisis y la melatonina; en la mente, no ya fuera del cuerpo sino en cada célula y en la integridad inseparable de la vida también hay bioenergética.

Es bioenergética la atracción magnética que una persona con paz interior ejerce sobre otras. En la conciencia, en la palabra, en la mirada, en la caricia, en la cascada de la evolución hay tanta información y tanta energía interactuando con la materia más que una ciencia o técnica para escoger en lugar de otras técnicas o ciencias, es como un orden subyacente o implícito en la corriente misma de la vida.

 La bioenergética no es una medicina alternativa pues incluye a la medicina convencional, la utiliza y la complementa con otras técnicas que, más que antagónicas, son complementarias. Así como no sería posible comprender hoy la acupuntura y sus efectos sin echar mano de la neurociencia, no es posible hablar de conciencia sin referirnos al campo cuántico.

Una perspectiva diferente de cómo abordar la enfermedad:

"Desde  el momento en que nacemos, empezamos a morir. Pero nacer y morir no son más que fases diferentes del continuo vivir. Así como morir y vivir no son opuestos, la salud no es lo contrario de la enfermedad. Muchos enfermos sintomáticos están más sanos que aquellos que no han tenido el maestro de la enfermedad para aprender el significado del vivir".

La bioenergética; es una práctica de la medicina que no sólo reconoce la observación objetiva sino que reivindica una necesaria aproximación subjetiva al hombre cuya desarmonía se arraiga frecuentemente en la profundidad de sus emociones.


¿Quieres  saber más?, puedes ver el vídeo  AQUI


7 de julio de 2011

Peligrosidad de las "Bebidas Diet"

¿Sabías que las bebidas Diet, pueden ser realmente peligrosas para la salud?

Estos son los resultados que según los estudios de investigación comunicados por la
Universidad de Medicina de Miami en la reciente International Stroke Conference de la Asociación Americana para el Infarto Cerebrovascular en Los Angeles, que nos advierten del peligro de sustituir las bebidas azucaradas por las diet ya que pueden aumentar el riesgo de sufrir accidentes cardiovasculares como ataques al corazón o infarto cerebral. 


Lo que estas investigaciones conjuntas observaron es que las conocidas como “bebidas diet” (o bebidas sin calorías), consumidas con asiduidad, pueden ser realmente peligrosas e inseguras para el consumo. De hecho los resultados concluyeron que las personas que bebían refrescos Diet a diario eran un 61% más propensos a sufrir accidentes cerebrovasculares y tenían un 48% más de probabilidades de sufrir un ataque al corazón o un derrame cerebral.


Otro estudio presentado separadamente mostró que un exceso de sal (sodio) en la dieta también ocasionaba un aumento del riesgo de sufrir un infarto cerebral. 

Todo ello se vinculo a unas rutinas poco saludables de los participantes que mostraron mayor riesgo Aunque los investigadores hacen hincapié en que estos estudios no son concluyentes en términos científicos, se concreta el aumento del riesgo de enfermedades cerebrovasculares en las personas que llevan un estilo de vida poco saludable, junto con el consumo diario de estas bebidas diet. Estos estilos de vida hacían referencia a personas que tenían el hábito de  fumar, consumir alcohol, tener mala alimentación, etc.


Pienso que la  noticia nos puede servir como avisador hacia el consumo responsable de estas bebidas, y si no lo hacemos pensar en métodos eficaces para liberarnos de estos malos hábitos adictivos y sustituirlos por otros más saludables.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...